Las angulas son uno de los más misteriosos y fascinantes amigos de cuantos se conocen. Sus extrañas costumbres, la dificultad que entraña capturarlas y su escasez hacen de las angulas un alimento muy cotizado y que alcanza un alto valor en el mercado. Esta crías de anguilas nacen en el mar de los Sargazos y es el único alevín que las leyes de pesca permiten capturar. Un angulero nunca revela el lugar donde ha capturado a las angulas ya que un kilogramo de estas crías de anguila puede llegar a costar hasta 1000 euros. Visita O Recanto y prueba un plato de angulas.