Todos sabemos que las sardinas son un manjar típico de la época veraniega, por eso ya puedes pasarte por nuestro restaurante y disfrutar de su maravilloso sabor.

Julio Camba decía que “una sola sardina encierra todo el sabor del mar”. ¡Qué acertado estaba! Es ahora, además, cuando llega el verano cuando alcanzan su mejor momento ya que con el aumento de temperatura del agua, el plancton es más abundante por lo que las sardinas comen más, tienen más grasa y, por ello, están más sabrosas. De ahí viene el dicho popular: “Por San Juan, la sardina moja el pan”.

¿Cuándo, dónde y cómo comerlas?

Se trata, por excelencia, de unos de los pescados más veraniegos. Se puede disfrutar en toda España que ya las sardinas se pescan de norte a sur y de este a oeste de nuestras costas.

Las sardinas se pueden disfrutar de cualquier forma: fritas, escabechadas, asadas, en conserva, marinadas, en empanada… ¡Hay un sinfín de recetas deliciosas! Sin embargo, como mejor saben es a la brasa, entera, para comerla con las manos o colocada sobre un trozo de pan, o patata, al estilo del norte de España.

En casi todos los puertos de Galicia y del Cantábrico se pueden encontrar frescas en esta época del año, como las tenemos en nuestro restaurante. Vienen directamente de nuestra lonja para que no pierdan el sabor y puedas disfrutar de ellas al máximo.

Lo normal es disfrutarlas a la parrilla o, directamente, sobre las brasas, como en la foto que te compartimos en este artículo.

Si eres uno de esos amantes de los sabores que nos ofrece el mar y quieres comenzar el verano de la mejor forma posible… lo único que tienes que hacer es llamar y reservar una mesa en nuestro restaurante para disfrutar al máximo del sabor de nuestras deliciosas sardinas. ¡Te esperamos!