El acompañamiento ideal del buey de mar dependerá de la forma de cocinado que haya tenido el crustáceo. Si se va a consumir cocido sería perfecto acompañarlo de un blanco joven, fresco y moderadamente frutal. Si se trata de buey de mar cocinado al horno se recomienda elegir un vino blanco más hecho o un tinto joven si se prefiere. Si el buey viene en un salpicón lo ideal sería acompañarlo de un vino blanco joven de Albariño, Treixadura o Godello fresquito. Pese a ser el patito feo de los crustáceos decápodos braquiuros – se suelen preferir las nécoras o el centollo – el buey de mar es un excelente bocados con un gran sabor y excelente calidad.

Disfruta del mejor marisco de Madrid en nuestro restaurante.