Uno de los crustáceos más apreciados y consumidos es la nécora. Se suele comer cocido en agua con sal simplemente, aunque puede formar parte de otras recetas. Las nécoras son un excelente producto para conseguir una crema del tipo del bisque. Resultan excelentes para elaborar unas deliciosas croquetas de marisco pese a que la tarea requiera una gran paciencia. Además se suelen preparar nécoras rellenas, en una receta semejante al txangurro al horno.

Las nécoras se acompañan preferiblemente de un Albariño, aunque serían muy recomendables asimismo uno de los excepcionales blancos de las Rías Baixas que en su coupage incluyen variedades de uva minoritarias como por ejemplo los blancos del Condado de Tea o de O Rosal.

Ven a O Recanto a degustar las mejores nécoras en Madrid.